Relato porno Espiando y follando xxx

Buscar Relatos porno ( Busqueda avanzada )

2.71 / 5 (34 votos)

Espiando y follando

Categoría: Incesto Comentarios: 0 Visto: 25305 veces

Ajustar texto: + - Publicado el 13/11/2013, por: admin

¿Prefieres porno de calidad antes de leer? CLICK AQUI

Había una vez, que luego se hicieron varias, unos chicos cachondos; o sea, un servidor y mi hermana, me llamaré Abel para ustedes, este mes cumpliré 37 años de edad, ella me lleva dos años nada mas, después de leer sus historias y cachondear un poco conmigo mismo me nació el deseo de compartirles lo que sucedió hace 25 años en mi casa.

En ese tiempo vivíamos en otra ciudad, teníamos una casa con jardín grande en el cual teníamos una casita que se usaba para guardar nuestros juguetes y también era el cuarto de visitas; estaba amueblado, y con su propio baño, después de la tarea salíamos a jugar al jardín, en esa tarde jugábamos a guerra de cosquillas, llevábamos como 40 minutos cuando mi hermana pidió un descanso, dijo que pasáramos a jugar a la casita, sacamos unas sabanas y las colgamos como si fueran paredes sobre la cama, nos acostamos y ella empezó a hacerme cosquillas, yo respondí y comenzó la guerra otra vez.

Ella metía sus manos bajo mi playera y yo trataba de hacer lo mismo pero ella traía puesto un jumper de mezclilla, yo solo mi ropa de deportes, casi éramos de la misma estatura, luego de un rato luchando hicimos las paces, estábamos sudando, en eso ella se me quedo viendo de una forma rara, como si me fuera a hacer cosquillas nuevamente, yo estaba listo para detenerla, pero solo me dijo:
-Qué crees! Ya me cansé, hay que descansar un rato, si me haces cosquillas te quito el pantalón y lo aviento a la calle-
Puse mis condiciones también y quedamos en paz, en eso me sorprendió con estas palabras:

-No te gustaría jugar al papá y a la mamá? –
Le dije: -Si pero nos hacen falta unos hijos latosos-
Luego me contestó: -Pues si hacen falta, por eso podemos jugar a hacerlos, los sabes hacer?
Yo: -No se pero no debe ser difícil, o si?-
Ella: -Pues es fácil, solo hay que hacerle como los perros le hacen en la calle-
Yo: -Y cómo le hacen?-
Ella: -No te hagas que bien que sabes, el otro día hasta te agarraste el pito cuando los viste en la escuela-
Me sentía nervioso pero emocionado de lo que vendría, en eso dijo que si le enseñaba mi pito me enseñaría sus calzones, acepté y le dije que primero ella, sin tardanza se volteó y levantó sus pompis a la altura de mi pecho levantándose el jumper a la cintura. –Tócalas para que veas que están calientes-
Yo nervioso se las toqué y pase mis manos alrededor de ellas, se las acaricié como por dos minutos que me parecieron muchos más, luego estiró su mano para tocar mi pene sobre el pantalón, ya lo tenía erecto, luego me dijo que me bajara el pants, así lo hice y ella se bajó el calzón hasta las rodillas, no dejaba de acariciarme el pene, luego movió sus pompis buscando tocar con ellas mi pene, se lo pasaba alrededor de sus nalgas y por el canalito de ella, sentíamos muy rica esa experiencia, su piel era muy suave, en eso me dijo que si me estaba orinando pues se sentía liquido entre sus dedos, se limpiaba y yo también secaba mi pene, pero era inútil, salía mas liquido de mi glande.

Quise tocarle su vagina pero solo acaricié sus bellos púbicos, sus piernas y sus nacientes senos sobre la ropa, mi mamá nos llamó para comer y nos levantamos como de rayo acomodándonos la ropa, al día siguiente quisimos jugar a lo mismo pero ella decidió que no pues era una grosería, dijo: -La verdad me gustó pero en la escuela escuché que eso es una grosería y los niños siempre andan hablando de eso- Yo le dije que a nadie le diría en mi vida, pero quedamos en ya no jugar así.

Luego de unos meses, llegó mi cumpleaños, nos visitaron los parientes, era viernes de tarde y al ir oscureciendo todos se iban retirando, como a las 23:00 hrs ya terminamos de limpiar, yo tenía algo de sueño y me fui a dormir, paso como hora y media, me despertó mi hermana que me decía que se oían ruidos extraños con mis papás, me levanté y abrimos la puerta de mi cuarto, dijo que en silencio, caminamos por el pasillo que lleva a su recámara, como tenia alfombra no hicimos ruido, notamos que su puerta estaba cerrada pero se veía un poco de luz adentro, nos acomodamos atrás de un librero con cristales frente a su puerta por si abrían no nos vieran, se escuchaba que platicaban y otra vez como que aplaudían y mi mama gemía diciendo: -¡Más adentro papi, que rico, chúpame las chiches, dale duro!-
Se escuchaba a mi papá como jadeaba, le decía a mi mamá -Qué rico culo tienes putita, te gusta la verga? Acábatela putita, toma y apriétala duro!-

La verdad nos asombró escuchar esas palabras, pues en casa nunca se decían, pero también nos pareció que nuestros padres lo disfrutaban en gran manera, al pasar como 20 minutos, mi papa le dijo a mi mamá que iría por agua, era el mes de abril y el calor estaba como ahora, pero ella dijo que iría ella y le traería una jarra, se escuchó que se vestía y abrió la puerta, mi papá estaba acostado totalmente desnudo, mi mamá bajo por la escalera cubierta con su bata, prendió la luz de la cocina y paso al baño, creo que a orinar pues no se tardo, regreso con la jarra de agua y vasos, como traía las manos ocupadas dejo la puerta abierta, regresó a cerrarla pero la dejó a medio cerrar, mi papá le preguntó si los hijos estaban dormidos y ella le contestó que sí, que no se despertaban a media noche, mi papá tomo agua y jaló a mi mamá frente a él, le bajó la bata y pudimos ver los senos de mi mamá, el se los chupaba agarrándoselos con las manos también, ella dejo caer su bata al piso, la verdad que buena estaba mi mamá. Sus nalgas eran grandes y redonditas, su cintura estrecha y sus senos deliciosos, mi papá la acostó junto a él, le besaba el cuello y los senos, bajo por su vientre y le separó las piernas, ella solo gemía, lo tomaba de la cabeza, al parecer le chupaba la vagina, se escuchaban como chupeteos, le mamó la pepita unos minutos y luego mi mamá se levantó a agarrarle el pene a mi papá, el se puso de pie frente a ella y mi mamá se metió su verga en la boca, lo chupaba frotándolo con las manos también, yo estaba hipnotizado ante tal show, en eso mi hermana al parecer ya caliente me tomó del pene y lo acarició casi sin quitar la vista de mis padres.

Luego de chupar la verga de él, mi mamá le dijo que se la cogiera en cuatro, se puso de pie y se besaron en la boca, ella se coloco a la orilla de la cama ofreciéndole el culo a mi papá, el se acercó a ella y le apuntó el pene en su entrada, le dio un empujón que de una vez le metió el pene a ella, luego se lo sacaba y se lo metía duro, al sacar su pene de su interior brillaba por lo viscoso de sus jugos, para esto mi glande ya estaba soltando liquido y mi hermana decía que eso serviría para que resbale, se levanto mi hermana y me beso muy cachonda en mi boca, nunca antes lo había hecho, luego me dijo al oído, -Ya sé cómo se coge manito, y quiero que me cojas así- ellos seguían cogiendo rico, cambiaron de posición mi papá se acostó y mi mamá se montó en él, la penetración la veíamos de frente, veía el anito de mi madre como subía y bajaba, mientras su verga se le introducía y le salía dándose sentones sobre ese tronco erecto.

Así pasaron 10min cuando ambos dieron un gemido más fuerte y bajaron el ritmo de sus movimientos, mi mama quedo rendida sobre él y vi que su pene se salía casi dormido de su vagina, mi hermana me dijo que le salía un líquido blanco de la vagina de mi mamá. Se incorporaron y cerraron la puerta al parecer para ahora si dormir. Cuando ya se apago la luz de su recamara nos fuimos a dormir, mi pene estaba erecto, creo que mi hermana muy caliente, se metió a su cuarto y yo al mío, fui luego a orinar, al regresar mi hermana estaba en su puerta, yo aproveché para lavarme el pene pues por el liquido había quedado pegajoso, mi hermana me dijo que si no tenia miedo, le dije que no, me siguió y se metió a mi cuarto, ya adentro se sentó en mi cama y me dijo que seguía caliente, que había recibido una buena lección y quería practicar; me dijo que me quitara la pijama, cuando lo dijo al mismo tiempo se desabrochaba su camisón, yo rápidamente obedecí, quité mi pijama y ella se puso de pie, me jaló besándome muy rico en la boca, dijo: -¿Quieres cogerme?- Yo no dije nada, la abracé y dejó caer su camisón al piso, vi que sus senos ya habían crecido mucho mas desde la última vez que los toque sobre la ropa, eran redonditos, blancos y con su coronita rosadita. No se notaban mucho sus pezones, se los mamé un momento, me jalaba hacia ella, le acaricié las nalgas sobre el calzón, pasé mi mano en su puchita y sentí su calzón resbaloso y húmedo a causa de su calentura, dijo: -¿Quítamelos!- los baje descubriendo su pubis y luego su vulva llena de bellos cortitos, su aroma a hembra caliente me gustó, movió sus piernas para deshacerse de su pantaleta, ya estaba totalmente desnuda frente a mí, le besé lo mas que pude de su cuerpo, respirábamos cachondos, no queríamos ser escuchados, me arrodillé frente a ella y le busque lamer su cuevita, pase mi lengua y ese sabor saladito me encantó, abrió un poco sus piernas y pude entrar un poco más, se acostó en mi cama abriendo las piernas totalmente, me acerqué a su sexo a lamerlo, sus jugos escurrían como manantial, introduje mi lengua lo mas que pude, ella se retorcía de placer, luego me jaló y me dijo que me la cogiera ya, que le enterrara mi verga en su panocha.

Me levanté y puse mi glande en su entradita, traté de metérsela pero ella se alejaba, decía que le dolía, ella agarró mi pene y lo iba dirigiendo despacio recorriendo cada parte de su entrada, ella dirigía la penetración, mi pene también me dolía un poco por lo estrecha de su vagina, se asomó para ver cuánto le había entrado y dijo que era apenas la mitad, se detuvo unos segundos allí y luego siguió con la desfloración, vi un poco de sangre en mi pene, le dije que si estaba bien y dijo que era normal, que eso le había dicho una amiga de ella, al fin le entró todo mi pene en ella, me jaló y nos besamos, despacio empezamos a sacarlo y a meterlo, en 5 minutos ya era dueña de la acción, decía –Cógeme manito, ahora si se nos hizo saber cómo se coge!, Mételo hasta adentro, es para ti solito!- Me jalaba con sus piernas, veía como le entraba y salía. La cama empezó a rechinar y decidimos bajarnos al piso sobre la alfombra, allí me acostó y se montó en mí, me cabalgaba muy rico, le podía agarrar sus senos, de repente se acercaba para que se los chupara, me decía que se los chupara mucho para que le crecieran grandes. Eso me decía cuando de repente dijo -¡Ah, qué es?!, Huy!! Métemelo, más duro!!! – Se estremecía como electrizada, se dejó caer sobre mí y me dijo que no me detuviera, después comprendí que era su primer orgasmo, yo seguí con el mete y saca, creí que se había desmayado, me detuve pero dijo que siguiera, ambos sudábamos, el cuarto ya olía a sexo, le agarré las nalgas y le recorría el culo, estiré mi mano para tocar mi pene y sentir como entraba y salía de ella, pasaron 5 minutos y se incorporó, se movía mas rápido, se acostó en el piso, me coloqué sobre ella de misionero, ella movía su pelvis al ritmo de mis embestidas, lo hacía delicioso, suspiraba profundo, yo sudaba a chorros, nos besábamos, le besaba el cuello y sus senos, me jalaba de mis nalgas, de repente unos chorros salieron de mi pene, provocándome un cosquilleo delicioso, mi hermana también se endurecía corporalmente gimiendo y gozando de su segundo orgasmo, nos tumbamos en el piso, nos abrazamos y nos besamos, quedamos así dormidos y satisfechos, me preguntó si le había echado mi leche adentro como a su mama se la echaron, le dije que al parecer si, saqué mi pene de ella y no salía el esperma, ella quería ver como escurría, nos besamos y le dije que se sentía delicioso.

Nos quedamos abrazados, amaneció y nos levantamos rápido, por fortuna mis papás aun dormían, pasamos el día como si nada y el lunes siguiente tuvimos otra sesión de sexo, después les platico la vez que mi abuela nos cuido en casa. Feliz semana y dulces orgasmos. Bye.

¿Estas cachond@ despues de leer el relato y quieres porno? CLICK AQUI

Últimos Comentarios Agregados

No hay comentarios para este relato

Escribir comentario

Debes ser un usuario registrado para poder comentar y votar. Registrate Aquí.
PUBLICIDAD
ENTRA AQUI Y TEN UNA AVENTURA CON GENTE DE TU ENTORNO
X

Reportar relato

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR